Europa, Países Bajos

El Mercado del Queso de Alkmaar

Todos los pueblos tienen tradición quesera

Cada viernes, desde el año 1.593, se celebra en la Waagplein el tradicional Mercado del Queso de Alkmaar, una histórica ciudad del norte de los Países Bajos cuya tradición quesera supera casi la de cualquier otra ciudad del mundo.

La Plaza del Peso Público, la Waagplein, se llena de quesos locales que son pesados y transportados por los abnegados miembros del Gremio de los Portadores de Queso en un espectáculo digno de una visita.

Historia del Mercado del Queso de Alkmaar

Aunque hay numerosos escritos de la época, no se sabe con certeza cuándo comenzó la tradición de realizar el Mercado del Queso en Alkmaar.

Cientos de quesos son subastados en el Mercado de Alkmaar
Cientos de quesos son subastados en el Mercado de Alkmaar

En el año 1.365 la ciudad de Alkmaar consiguió el derecho de pesaje del queso y la primera balanza. Pero fue en 1.593 cuando se fundó el Gremio de los Portadores de Queso, que se entiende como el inicio de la tradición de realizar el Mercado del Queso en esta pequeña ciudad hasta nuestros días.

Visitar el Mercado del Queso de Alkmaar es algo diferente a lo que podemos encontrar en el típico mercadillo de alimentación, ya que combina la tradición con el espectáculo de ver a los portadores trasladar los quesos de un lado a otro.

Mercado del Queso de Alkmaar
Mercado del Queso de Alkmaar

Aunque por ganas no será, actualmente los viajeros no pueden comprar queso en la subasta, pero alrededor del mercado existen numerosos puestecitos con decenas de variedades de queso, todas ellas riquísimas. Un paraíso para los que somos unos enamorados del queso.

Durante la subasta, verás también algunas mujeres vestidas con el traje tradicional holandés. Son las llamadas “chicas del queso”, que venden el “kaasexpress”, un pack de quesos con un cuchillo muy especial para cortarlo por un precio de 10 euros. Nos encantaba ese cuchillo hasta que se nos olvidó sacarlo del equipaje de mano en el aeropuerto…esperamos que el funcionario de seguridad le esté dando buen uso…

Las Chicas del Queso
Las Chicas del Queso

Seguro de Viaje para Países Bajos

Antes de salir de casa es importante contratar un buen seguro de viaje, con el que puedas viajar tranquilo y que esté adaptado a las necesidades que vayas a tener en cada destino.

Lo mejor de un seguro es no tener que utilizarlo pero, por si acaso, nosotros siempre viajamos tranquilos con Seguros IATI.

Queremos darte las gracias por leer nuestro post y contratando aquí tu seguro con IATI ¡tendrás un 5% de descuento!

IATI Familia

Cómo llegar a Alkmaar

La pequeña ciudad de Alkmaar se encuentra a tan sólo 41 kilómetros de Ámsterdam, por lo que se tarda poco más de media hora en llegar.

En Coche

Para nosotros lo más recomendable es alquilar un vehículo en Ámsterdam para recorrer el país. Si llegas en este medio de transporte te recomendamos aparcar en un parking llamado Karperton en la calle Dijk, 16.

Si eliges esta forma de llegar hasta Kinderdijk, o tienes pensado recorrer al país en coche, te recomendamos que alquiles el coche a través de Rentalcars, ya que encuentra los mejores precios entre diferentes proveedores.

Las dos veces que hemos ido al mercado hemos aparcado en este parking y nunca hemos tenido problemas, incluso ya empezado el mercado. Se encuentra muy cerca de la Waagplein.

En Tren

Desde la Estación Central de Ámsterdam salen trenes directos a Alkmaar cada 15 minutos. Aquí te dejamos la Web Oficial de los ferrocarriles en Holanda desde donde puedes comprar los billetes.

¿Cuándo se celebra el Mercado del Queso de Alkmaar?

El Mercado del Queso de Alkmaar se celebra todos los viernes desde principios del mes de abril y hasta finales del mes de septiembre. Tiene comienzo a las 10 horas y suele terminar a las 12,30 horas.

Te recomendamos que llegues pronto a la Waagplein porque se llena bastante rápido.

Si al principio no consigues ponerte bien situado no te preocupes, es normal que vaya entrando y saliendo gente por lo que se suele encontrar sitio en primera fila en un momento u otro, sobre todo si viajas con niños…aprovéchalo…

Cómo funciona el Mercado del Queso de Alkmaar

Antes del comienzo del mercado, centenares de quesos locales son traídos desde las fábricas de Campina y Cono.

Unas 30 toneladas de queso Gouda y Edam son colocadas por los llamados ponedores o “zetters” a lo largo de toda la Waagplein bajo la supervisión del maestro del mercado.

Quesos en el Mercado de Alkmaar
Quesos en el Mercado de Alkmaar

El Gremio de los Portadores de Queso está formado por unas 30 personas que se dividen en grupos llamados “almacenes”. Todos ellos visten con trajes blancos pero sus sombreros y sus pajaritas son de colores diferentes: rojo, azul, verde y amarillo.

Las barcas de madera sobre las que se trasladan los quesos también tienen el color de cada almacén.

Todos ellos trabajan bajo la batuta del padre del queso o “kaasvader”, básicamente el jefe, que se reconoce por llevar un sombrero naranja y un bastón negro.

Justo antes de las 10 de la mañana suena un organillo tradicional que marca el comienzo del Mercado del Queso de Alkmaar. En ese momento los portadores comienzan a trabajar. Comienzan las carreras para pesar y subastar los quesos. Comienza el espectáculo.

Portadores de Queso en Alkmaar
Portadores de Queso en Alkmaar

No olvides que, pese al espectáculo que se forma en torno al mercado, se trata de una subasta real de quesos. Durante el proceso, algunos inspectores comprueban el correcto estado del queso dándole unos golpecitos y extrayendo un pequeño trozo del mismo.

Comprobada la calidad del producto, los comerciantes fijan el precio y se cierra el acuerdo con un apretón de manos.

Los quesos son pesados y transportados
Los quesos son pesados y transportados de una manera muy curiosa

Una vez cerrado el trato, las barcas de madera son cargadas con 8 piezas de queso de unos 13 kilos cada una y son transportadas con un ritmo muy coordinado por dos portadores, que las llevan al «Waggebouw«, el edificio donde se encuentra el peso público.

Los quesos son pesados y posteriormente transportados hasta un carro de madera con el que se encargarán de llevarlos a los camiones de transporte.

El Mercado del queso de Alkmaar con niños

Si viajas con niños, visitar el mercado del queso de Alkmaar es toda una experiencia.

Nuestra recomendación es que vayas más bien pronto para así poder situarte cerca de la primera fila. Puede que, por alguna remota casualidad, resulte que tus hijos tardan mucho en vestirse (no digo que sea lo habitual…) y llegues tarde. Si ese es tu caso, ¡no te preocupes!, a lo largo de la mañana se suelen ir quedando huecos hasta llegar a primera fila.

De vez en cuando los porteadores seleccionan a algunas «chicas del queso» para darles un viaje encima de las barcas como si fueran quesos. También lo hacen con los niños que visitan el mercado así que, si estás atento y te colocas bien, podrás pedirles a los organizadores que les den una vuelta.

En cualquier caso, seguro que disfrutarán con el movimiento de los quesos de un lado a otro y les parezca una mañana inolvidable.

Se trata, sin duda, de un mercado muy característico de los Países Bajos que ensalza la tradición de un producto sobresaliente. Así que no dudes en ir y disfruta.

Y, si te quedan ganas de visitar más lugares imprescindibles de los Países Bajos, te recomendamos que leas nuestro artículo sobre los Molinos de Viento de Kinderdijk, toda una maravilla que no debes dejar de visitar.

Ah, y por cierto, todas nuestras fotografías son originales, nunca compramos imágenes que no sean tomadas por nosotros en nuestros viajes. Las mejores fotografías pueden imprimirse en alta calidad en decenas de productos a través de nuestra página oficial de Fine Art America. Si te gusta alguno, envíanos un correo a [email protected], dinos lo que te interesa, y te haremos llegar un ¡código de descuento!