Europa, Islandia

Qué ver en el Círculo Dorado de Islandia

Portada

Qué ver en el Círculo Dorado de Islandia, la ruta más conocida del país y, seguramente, uno de los argumentos más impresionantes para visitar Islandia. Se encuentra en el suroeste de Islandia e incluye tres destinos maravillosos: el Parque Nacional de Thingvellir, el Área Geotérmica de Geysir y la cascada Gulfoss.

Además, te recomendamos que incluyas algunas visitas más alternativas a otras maravillas que se encuentran cerca de la ruta: El cráter Kerid, el Secret Lagoon y el río termal de Reykjadalur.

Visitar el Círculo Dorado de Islandia es imprescindible en tu viaje a esta precioso país. Te recomendamos que eches un vistazo a nuestra Ruta por Islandia en 12 días donde tienes toda la información para planificar tu viaje por libre.

La mejor forma de recorrer el Círculo Dorado es en coche de alquiler, así que si eliges este medio echa un vistazo a la oferta de coches de alquiler de Rentalcars.com.

Esta ruta es tan famosa que está incluida en todas las ofertas de las agencias de viajes locales. Al estar a menos de una hora de Reikjavik, la Ruta del Círculo Dorado puede hacerse en un día.

Estas excursiones salen desde Reikjavik, por lo que la capital de Islandia es el mejor lugar para alojarse si vas a visitar el Círculo Dorado. Nosotros nos alojamos en el Oddsson Hotel, un hotel bastante funcional no muy lejos del centro de la ciudad. ¡Y tienen gofres para desayunar!

Como te decimos, las excursiones salen desde Reikjavik y realizan todo el recorrido en un sólo día para que puedas volver a tu hotel cómodamente. Estas son las excursiones mejor valoradas por los viajeros desde Reikjavik:

Ruta del Círculo de Oro

Dónde alojarse para estar cerca del Círculo Dorado

Como ya te hemos contado, el Círculo Dorado se encuentra muy cerca de Reikjavik, por lo que es el mejor lugar en el que puedes alojarte para disfrutar de esta maravilla.

Te dejamos un enlace de Booking.com con los Mejores Hoteles de Reikjavik para que puedas elegir el que más te guste.

Qué ver en el Círculo Dorado «Tradicional»

Parque Nacional de Thingvellir. Geología fascinante e Historia de la Humanidad.

Si te apasiona la geología y la formación de la Tierra, o te interesa la historia de la civilización moderna, estás en el lugar adecuado. En este lugar confluyen un fenómeno geológico increíble y mil años de historia de la democracia. Si te apasiona la geología estás ante uno de los mejores lugares que ver en el Círculo Dorado de Islandia.

Thingvellir significa literalmente las “Llanuras de la Asamblea”, y tiene el honor de ser el primero de los tres parque nacionales de Islandia y el único considerado Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO.

Rocas volcánicas en Thingvellir
Rocas volcánicas en Thingvellir

El parque está ubicado exactamente entre las placas tectónicas Norteamericana y Eurasiática, y ambas se pueden apreciar perfectamente en Thingvellir conformando largas paredes de roca volcánica. De hecho, Islandia se creó como consecuencia de la elevación de un depósito de magma volcánico al separarse ambas placas. Estas placas siguen separándose lentamente cada año, provocando pequeños temblores de tierra por toda la zona.

La zona está rodeada de grietas inundadas por el agua procedente del glaciar Langjökull que se deslizan hacia el lago Thingvallavatn.

Grietas inundadas en Thingvellir. Uno de los mejores lugares que ver en el Círculo Dorado
Grietas inundadas en el Parque Nacional de Thigvellir

En Thingvellir podrás caminar por la garganta de Almannagjá, que marca el límite de la placa tectónica Mesoatlántica que recorre Islandia. Esta impresionante grieta es el espacio entre las placas de América del Norte y Eurasia, y se creó debido al desplazamiento de la placa Americana hacia el oeste de tal forma que ésta no pudiera sostener su propio peso y, tras un terremoto, se produjo su derrumbamiento.

Pero estos espectaculares fenómenos geológicos no son la causa de que el Parque fuera catalogado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, sino que fue su legado histórico el que consiguió tal honor.

Los primeros pobladores de Islandia se concentraban en clanes diversos, muchas veces enfrentados entre sí. Sin embargo, en el año 930 d.C, consideraron que una unión entre ellos sería un paso adelante a la hora de resolver sus controversias, para lo que enviaron a un representante de cada clan a lo que llamaron las “Llanuras de la Asamblea”, o lo que es lo mismo, Thingvellir.

Parque Nacional Thingvellir
Parque Nacional Thingvellir, parte de la Ruta del Círculo Dorado

Así se gestó el primer parlamento conocido en la historia de la humanidad, el cual se siguió celebrando en el mismo lugar durante siglos.

La combinación de Geología e Historia en Thingvellir es su gran reclamo, pero sólo es la primera visita del día.

Seguro de Viaje para Islandia

Antes de salir de casa es importante contratar un buen seguro de viaje, con el que puedas viajar tranquilo y que esté adaptado a las necesidades que vayas a tener en cada destino.

Lo mejor de un seguro es no tener que utilizarlo pero, por si acaso, nosotros siempre viajamos tranquilos con Seguros IATI.

Queremos darte las gracias por leer nuestro post y contratando aquí tu seguro con IATI ¡tendrás un 5% de descuento!

IATI Mochilero

El Área Geotérmica de Geysir. La fuerza de Strokkur.

Si te preguntas qué vas a ver en la ruta del Círculo Dorado de Islandia, aquí tienes la respuesta.

A pocos kilómetros de Thingvellir se encuentra una de las visitas más espectaculares y diferentes de Islandia y del Círculo Dorado, el Área Geotérmica de Geysir, localizada en el valle de Haukadalur. Sin duda uno de los mejores lugares que ver dentro del Círculo Dorado y de toda Islandia.

Durante todo el paseo se suceden fumarolas, pequeños charcos de agua caliente y chimeneas, acompañadas por un intenso olor a azufre que emana de la Tierra.

Charcos de agua caliente en Geysir
Charcos de agua caliente en Geysir

Pero lo más interesante son sus dos habitantes más conocidos: los géiseres Geysir y Strokkur.

Estos géiseres son un fenómeno natural muy poco frecuente, lo que hace que esta parada del Círculo Dorado sea de lo más interesante. Para que se produzca un géiser hacen falta tres ingredientes naturales muy difíciles de encontrar:

  • Una corriente de agua subterránea.
  • Un conducto que conecte el flujo de agua con la superficie.
  • Una fuente de calor intensa cerca de la superficie, en este caso, magma volcánico.

Si bien Geysir no ha tenido actividad en los últimos años y sólo unos pocos afortunados han visto su erupción, su vecino Strokkur tiene a bien expulsar un chorro de agua a una altura de hasta 40 metros de altura, y lo hace ¡cada 8 minutos aproximadamente! Además, puedes acercarte tanto que te mojarás casi seguro. Es una experiencia de lo más increíble.

La fuerza del Géiser Strokkur

Una vez recorridas las zonas más interesantes del Área de Geysir, te recomendamos que no te quedes ahí y que asciendas al pequeño monte que queda a tu espalda y desde el que tendrás unas vistas privilegiadas de toda la zona.

Gulfoss. La Catarata Dorada.

Se trata de una de las cataratas más espectaculares de Islandia y que te dejará boquiabierto a tu llegada. Forma parte del recorrido del río Hvitá, que nace en el glaciar Langjökull y en este punto fluye a través del gran cañón Gullfossgjúfur, cuyas paredes superan los 70 metros de altura en la zona más cercana a la catarata.

Gulfoss. Uno de los mejores lugares que ver en el Círculo Dorado
La catarata Gulfoss. Un «must» en el Círculo Dorado

Su nombre significa «Catarata Dorada» en islandés y, aunque hay varias teorías acerca del origen de su nombre, nosotros nos quedamos con la que hace referencia a los impresionantes arco iris que crea el vapor de agua que desprende la catarata cuando es atravesado por la luz solar.

Una de las características que más impresiona es su caudal y, por lo tanto, la potencia con la que cae y el ruido ensordecedor que genera. En verano se precipitan de media 140 metros cúbicos de agua por segundo aunque la máxima medición histórica ha llegado casi a los 2.000 metros cúbicos por segundo (¡esto son 2 millones de litros por segundo!) 

Aunque la diferencia de altura entre el curso superior del río y el inferior es de 32 metros, actualmente Gullfoss cuenta con dos saltos de agua diferenciados: un primer salto con una caída de 11 metros y un segundo salto con una altura de 21 metros. El caprichoso subsuelo islandés ha querido que la dureza de los estratos por los que discurre sean diferentes, por lo que la erosión de la base del río ha sido distinta en ambas zonas, siendo éste el motivo de que se produzcan dos saltos de agua.

Esta catarata tiene una historia muy curiosa y truculenta, por lo que te recomendamos que leas nuestro artículo sobre las Mejores Cataratas de Islandia para conocerla.

Sin duda uno de los mejores lugares que ver en el Círculo Dorado.

Manawa y Los Viajes de Lewar. Experiencias al aire libre

Qué ver en el Círculo Dorado «Alternativo».

Pocas rutas son más impresionantes y completas como el Círculo Dorado de Islandia, pero si tienes tiempo y ganas, tienes otros lugares que ver cerca del Círculo Dorado que seguro te encantarán.

Te recomendamos que incluyas tres visitas más a otras maravillas que se encuentran cerca de la ruta: El cráter Kerid, el Secret Lagoon y el río termal de Reykjadalur.

El Cráter Kerid

Muy cerca de la Ruta del Círculo Dorado se encuentra este maravilloso cráter, muchas veces ensombrecido por las maravillas naturales cercanas, pero que merece un desvío de la ruta para visitarlo.

Cráter Kerid
Cráter Kerid

Formado hace unos 6.000 millones de años, Kerid es un precioso cráter volcánico en el que descansa un lago color turquesa, y que está rodeado de rocas con diferentes tonalidades de rojo y de musgo.

Aunque la vista desde el mirador más cercano al accedo es espectacular, te recomendamos que realices un recorrido por la circunferencia del cráter, pues es un paseo muy fácil y te dará nuevas perspectivas del cráter y del lago. Además, una vez que termines, puedes bajar hacia el lago por unas escaleras, para ver el cráter desde abajo.

El acceso al cráter es muy sencillo y tiene un aparcamiento justo en la entrada, por lo que la visita no te llevará más de una hora.

Secret Lagoon

Si quieres relajarte después de una buena caminata, un baño en el Secret Lagoon es lo que mejor sienta. Nosotros lo escogimos tras realizar una ruta por Landmannalaugar y fue fantástico.

Situado muy cerca de la ciudad de Flúdir, en el Sur de la isla, esta piscina es la más antigua de Islandia. Aunque no es tan conocido como el Blue Lagoon o el Myvatn Nature Baths, está mucho menos masificado y es mucho más barato. Resulta muy agradable bañarte en agua a 38 grados cuando la temperatura exterior no supera los 10 grados.

Cuenta con duchas, vestuarios, cafetería, ropa de piscina y flotadores para niños, así que casi no te hace falta llevar nada más que el bañador y la toalla.

La entrada cuesta 3.000 ISK (22 €) y los niños hasta 14 años entran gratis. Imprescindible reservar y llegar puntual al horario elegido.

Río termal de Reykjadalur

Una de las experiencias menos esperadas y más fascinantes de nuestra Ruta a Islandia en 12 días.

Muy cerca de la ruta del Círculo Dorado, este lugar no es muy frecuentado en comparación con otros, y resulta muy relajante, curioso y diferente. Si bien hay que hacer una pequeña caminata antes de llegar, el esfuerzo merecerá la pena cuando llegues a tu destino.

El parking de acceso se encuentra al lado del Reykjadalur Café, desde donde comienza la ruta que nos llevará hasta la zona de baños termales. La ruta discurre a través de la montaña y tiene un recorrido de unos 4 Km, casi todo ascendente. En función del ritmo que lleves tardarás aproximadamente una hora en llegar. Pero de verdad que merece la pena.

Recuerda llevar contigo un bañador, una toalla y, salvo que tengas los pies hechos de teflón, unos escarpines. El lecho del río es de cantos rodados y con escarpines podrás caminar mejor por las piedras. Te lo recordamos en este punto porque si te los olvidas en el coche no bajarás a por ellos…

Nubes de vapor en lo alta de la montaña te animarán a seguir subiendo, y cuando tus pies empiecen a llamarte a gritos, diles que les espera un relajante baño termal cuando terminen su trabajo.

Una vez arriba, unas pasarelas de madera te llevarán a la zona de baño, que recorre una buena parte del curso del río. ¡Muy curioso!, como la propia montaña es la fuente de calor y se localiza río arriba, cuanto más subas por las pasarelas más caliente estará el agua. Como somos unos valientes, nos metimos en la zona más alta y, tras sentir lo que siente un percebe al vapor, decidimos ser más cobardes y bajar unos cuanto metros donde el agua estaba estupenda.

Y así pasaron las horas y, como en verano no anochece en ningún momento, nos dimos cuenta de que las 10 de la noche era una buena hora para salir del agua y emprender el camino de vuelta, mucho más liviano que la ida.

El Reykjadalur Café tiene una pinta estupenda para tomar algo después de bajar del río termal. Como el local cuenta con karaoke, si te apetece relajarte tomando algo pero tienes la mala suerte de encontrar una aspirante a artista que parece que está pisando un gato, te apetecerá más ir al apartamento y tomar algo allí.

Si no tienes planificada esta visita te recomendamos que la incluyas en tu viaje.

Esperamos que hayas disfrutado de estas rutas por el Círculo Dorado de Islandia, desde lo más típico hasta lo más alternativo. Lugares que no puedes perderte en tu visita a la isla de fuego y hielo. Y, si descubres nuevos lugares, ¡no dudes en compartirlos con nosotros en los comentarios!